El cauce y el entorno del Anllóns esconden toneladas de basura

Fecha 3/11/2009 15:47:36 | Tema: Noticias de UNIPESCA

Las sociedades de pesca retiran todos los fines de semana todo tipo de objetos

Ni aguas cristalinas, ni un entorno cuidado. Salvo honrosas excepciones, el cauce del río Anllóns da asco. Es un auténtico estercolero. Lo comprueban prácticamente todos los fines de semana los miembros de la sociedad de pesca Fario de A Laracha, que ayer, además, se unieron al proyecto de la Unión Nacional de Pescadores Conservacionistas (Unipesca) y denunciaron el mal estado en el que se encuentran la mayor parte de las cuencas hidrográficas del territorio nacional.
Los socios de Fario se dedican desde el año pasado a mantener en condiciones su coto de pesca, comprendido entre la depuradora de A Laracha y el puente de Berdillo (Carballo). En total seis kilómetros en los que han encontrado de todo. Al margen de la maleza, que retiran con la ayuda de las máquinas que les han cedido desde el Concello, y los árboles que derriban los temporales, los integrantes de estas peculiares cuadrillas de limpieza (una decena de personas cada sábado) han encontrado de todo. Mayoritariamente neumáticos, pero también neveras, bidones y animales muertos. «Temos traballo para rato porque hai zonas polas que non podería pasar nin un xabarín», asegura el presidente de Fario, Suso Vilar.
En el hecho de que hay mucho trabajo por delante coinciden con los integrantes de la sección de pesca de la Venatoria Bergantiños, una sociedad que recientemente también salió al río y no precisamente a buscar truchas. Catorce personas se encargaron de adecentar el tramo del Anllóns comprendido entre el puente de Isabel II y el cementerio de Bértoa, en Carballo, y entre sus hallazgos hubo objetos de todo tipo. Del principal cauce de la comarca de Bergantiños sacaron ruedas, móviles e incluso ropa de cama. Hasta un cabrito muerto. El vicepresidente de la entidad, Servando Varela, lamenta también la proliferación de móviles o pilas «contaminantes tremendos que matan toda a vida do río».
¿Cómo llega toda esa basura al agua? ¿Quién se molesta en buscar lugares tan apartados para tirar los residuos? «O río cando leva forza arrastra moito, ademais, hai moitas pistas que levan a fincas apartadas próximas a auga, nas que a xente deixa os residuos porque non teñen conciencia medioambiental», responde Suso Vilar. Él y sus compañeros llevan toda la basura que encuentran al punto limpio de A Laracha. Así de fácil.
El problema, sin embargo, no es exclusivo de los ríos. Las rías de la comarca también guardan toneladas de residuos contaminantes, algo que han podido comprobar en infinidad de ocasiones los miembros de de la Asociación de Armadores de Artes Menores de Galicia (Asoar-Armega), que han llevado a cabo múltiples limpiezas en los puertos de la Costa da Morte. En una de las últimas, realizada en Camariñas, los buzos recogieron 14 toneladas de basura. En menos de tres horas y en una zona que ya había sido revisada dos años antes. Entre los hallazgos casi medio centenar de neumático y un carretillo.

La Voz de Galicia





Documento disponible en UNIPESCA -- Unión Nacional de Pescadores Conservacionista
http://www.unipesca.es

La dirección de este documento es:
http://www.unipesca.es/modules/news/article.php?storyid=2205